domingo, 22 de junio de 2014

Mi mamá cumplió 86 años



Aunque al final la cámara fotográfica, me jugó una mala pasada por irse en el bolsillo del hermano menor de nosotros cinco, hoy no puedo mostrarles gráficamente la alegría familiar del domingo 21 de junio, por la celebración del 86 cumpleaños de mi mamá Luisa García Rondón.

Lo mejor de todo fue que a pesar de su edad, goza de buena salud y como siempre dispuesta a cooperar en todo lo posible. Los regalos los recibió gustosamente.
Como una campeona entre los suyos, la vieja no dejó de degustar cerdo asado en púa o en fricasé, helado, refresco, bocadito y otras golosinas de las tradiciones en Las Tunas.
Muy alegré buscaba distintos acompañamientos para dejar constancia gráfica con diversos grupos de sus descendientes. Así lo hizo independientemente con hijos, nietos y bisnietos, amigos, vecinos y otros asistentes al jolgorio familiar.
No faltaron las imágenes gráficas cerca del cerdo asado, el cake y otras escenas de cumpleaños.
En conjunto, fue una jornada de euforia por el onomástico, aunque en ocasiones llegaron los recuerdos sobre el viejo, Crescencio Segura Rondón, fallecido hace cuatro años.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada